16 enero 2010

Fragmento de "Brújula para navegantes emocionales" (Elsa Punset).


En el fondo instintivo de nuestro ser, no pensamos, sentimos. Estamos hechos de emociones. A lo largo de los siglos nos habíamos esforzado en domarlas, en encerrarlas en sistemas de vida ordenados y represivos. Ante su dictado sólo cabía resignarse o rebelarse. Actualmente vivimos en un mundo que nos abruma con tentaciones y decisiones múltiples y tenemos que decidir en soledad, sin referentes claros, quiénes somos y por qué nos merece la pena vivir y luchar. Esta nueva libertad reclama la adquisición de una brújula, es decir, de las habilidades y las herramientas que permitan navegar con inteligencia emocional por los cauces imprevisibles de nuestras vidas.

4 se abrieron.

ReLeNiTa dijo...

Es totalmente verdad...las emociones,los sentimientos y demàs simplemente vienen con uno como persona, es como un paquete completo, todo o nada.

Que horror, justo ahora desearia no ser tan enamoradiza y dar todo de mi de buenas a primeras!

:(

Xoxo

art-isima dijo...

Que imágenes tan preciosas pones.

YOK dijo...

si alguien encuentra una de esas brújulas que me avise
totalmente impulsiva, sentimental y atolondrada vivo andando y desandando caminos en el terreno de los sentimientos. A veces sufro, a veces me río, a veces soy feliz ...
no quiero dejar de perderme en sus laberintos. Hoy confío en que voy a hallar el camino que busco.
Cierto, el sol siempre vuelve a salir
Gracias!

Darilea dijo...

Las emociones son como el agua, que habitan más de la mitad de nuestro cuerpo.
Besitos