11 septiembre 2009

Fragmento de "La adúltera" (Theodor Fontane).


El amor no es decisivo, ni la fidelidad. Me refiero a la fidelidad de todos los días, que no sirve más que para proteger la infidelidad. La fidelidad acrisolada, ésa es la que vale. La fidelidad conquistada, pues, no la impuesta por las convenciones. Ahora puedo demostrar mi valor, quiero demostrarlo y lo demostraré, ahora es mi momento.

2 se abrieron.

Alicia M. Chicano dijo...

Me gusta la foto.

Aïda dijo...

Comento aquí, pero podría comentar en cualquier otra entrada, porque me encantan todas. Te seguiré de cerca. Un saludo.